PARIVRTTA PARSVAKONASANA

TÉCNICA:

  1. Partimos desde Tadasana.
  2. Damos una paso atrás con la pierna izquierda  y dejamos el pie a 45º.
  3. Elevamos el brazo izquierdo con la inhalación. Al exhalar llevamos la palma de la mano izquierda al suelo cruzada por delante de la pierna derecha.
  4. Elevamos el brazo derecho, abre el pecho y giramos la cabeza hacia la mano derecha.
  5. Mantenemos la postura con unas respiraciones largas y profundas.
  6. Desmontamos lentamente la postura y cambiamos de lado.

EFECTOS:

  • Las ásanas que implican inclinación y torsión, producen una turgencia, es decir comprimen todos los órganos y en especial los abdominales.
  • Mejoren las escoliosis y ayudan a flexibilizar la columna.

CONTRAINDICACIONES:

  • Presión arterial alta.
  • Glaucoma ocular.
  • Hernia discal dolorosa.

 

Joan Sendra (Osteópata y profesor de Kundalini Yoga)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.